Diferencias entre SEO y SEM

Las Principales diferencias entre SEO y SEM

El SEO y el SEM son dos estrategias imprescindibles de marketing digital para captar tráfico de calidad hacia nuestra web y generar conversiones.

El SEM (Search Engine Marketing o marketing de los motores de búsqueda) son todas las campañas de pago que podemos realizar en los motores de búsqueda o en otras webs. Es una forma perfecta de generar visibilidad a nuestra web de forma rápida.

El SEO (Search Engine Optimization) consiste en la implementación de diferentes acciones en nuestra web como: optimización de contenidos (SEO de contenidos),  optimización web (SEO on-page) y de consecución de enlaces de otras web (linkbuilding), con el objetivo de conseguir mejorar nuestra posición en los buscadores, para determinados términos de búsqueda.

Aunque el objetivo principal de ambos sea conseguir tráfico a la web, existen muchas diferencias entre ambas técnicas que es importante dejar claras antes de empezar a implementarlas. ¡Te las contamos a continuación!

resultados de búsqueda seo y sem

¿Conoces la diferencia entre SEO y SEM? Foto de Agnieszka Boeske en Unsplash.

10 Principales diferencias entre SEO y SEM

1. Posicionamiento orgánico vs posicionamiento pagado

Con el posicionamiento SEO, nuestra página web aparece en los primeros resultados de búsqueda por tener una página optimizada y con unos buenos contenidos, mientras que el posicionamiento SEM lo conseguimos creando anuncios y pagar a Google para aparecer en los primeros puestos. Dicho de otro modo, el SEO nos lo ganamos haciendo un buen trabajo de optimización y con el SEM pagamos para conseguirlo.

 

2. Rapidez

Esta es una de las principales diferencias del SEO y SEM. Desde que activemos nuestras campañas SEM, apareceremos en los primeros resultados del buscador, por todos aquellos términos por los que hayamos pujado, aumentando la visibilidad de nuestra web al momento. Sin embargo, para aparecer en los primeros resultados de forma orgánica, nos puede llevar varios meses, ya que el posicionamiento SEO implica cambios en la web y de nuestro contenido que Google debe detectar poco a poco.

 

3. La posición que ocupan en los resultados de búsqueda

Google ha dejado bien definidas las zonas en las que se muestran los resultados orgánicos y los de pago. En las primeras posiciones pueden aparecen los resultados de Google Shopping, que son fichas de productos con imagen, nombre del producto, precio y nombre del comerciante; y después de ellos se muestran dos anuncios de búsqueda. Si no se muestran anuncios de Shopping, pueden aparecer hasta 4 anuncios de búsqueda.

Para diferenciar los resultados de pago de los orgánicos, debemos fijarnos en que ponga en verde las palabras “Anuncio”.

A continuación, le toca el turno al SEO. Se muestran los 10 mejores resultados de búsqueda para la palabra clave informada. Y por último, antes de acabar la página, pueden mostrarse otros tres anuncios de la red de búsqueda de Google Ads.

Estos son los espacios que Google ha definido para cada estrategia, pero si no hay nadie pujando por esas palabras en tu ubicación, no se mostrará el anuncio y todo serán resultados orgánicos.

 

4. El mensaje de los anuncios

Aunque los resultados de búsqueda, orgánicos y de pago, se parecen mucho, existen varias diferencias entre ellos.

Cuando posicionamos una página de forma orgánica, lo que se muestra en los resultados de búsqueda es la metatitle, la URL de la web y metadescription. Esta información se encuentra en el código html de nuestra web.

Sin embargo, los anuncios de SEM están formados por hasta tres títulos con una extensión máxima de 30 caracteres cada uno y dos líneas de descripción de 90 caracteres. Pero además puedes incorporar extensiones de anuncio, como las extensiones de texto destacado, enlaces de sitio, extensión de llamada o ubicación para que tu anuncio sea más llamativo.

En SEO puedes crear fragmentos enriquecidos o rich snippets, para crear los enlaces a la web, ranking de valoraciones… Para ello, debes configurarlos en el código html de tu web, pero no tienes tantas probabilidades de mostrarse como las extensiones de anuncios.

 

5. Palabras clave

Una de las principales diferencias entre SEO y SEM es el número de palabras clave que podemos posicionar en cada estrategia. En el SEO, debemos ganarnos cada palabra clave por medio de diferentes estrategias y nos costará muchos esfuerzos (sobre todo al principio) posicionarnos por cada palabra clave. Sin embargo, cuando realizar una campaña SEM podemos elegir y pujar por todas las palabras clave que consideremos necesarias.

 

6. Confianza

Los usuarios prefieren los resultados orgánicos a los de pago. Los anuncios son fáciles de detectar para los usuarios y saben que esas web están pujando por palabras que puede que no se ajusten a sus necesidades de búsqueda. Por el contrario, los resultados SEO son percibidos como de calidad y generan mayor confianza hacia estas páginas web. Si Google nos ha posicionado en los primeros puestos es porque hemos realizado tareas de optimización de contenidos y vamos a ofrecer contenido de calidad a los usuarios.

 

7. La duración de los resultados

El SEO supone una estrategia de marketing a largo plazo. Si logramos tener un buen posicionamiento SEO, subimos contenidos optimizados periódicamente a la web y realizamos un pequeño mantenimiento, será complicado perder posicionamiento.

No obstante, en el SEM pasa exactamente lo contrario. Desde que finalice nuestro presupuesto, dejaremos de aparecer en los resultados de búsqueda de forma automática, perdiendo todo el tráfico procedente de este canal.

 

8. Las variables que afectan a los resultados

Otra de las diferencias del SEO y del SEM se encuentra en las variables que afectan a los resultados. Tener unos buenos o malos resultados en nuestra campaña de SEM dependerá del CPC, de la calidad de nuestros anuncios y la página de destino, el presupuesto invertido y las palabras clave por las que nos posicionemos.

Sin embargo, las variables que afectan al posicionamiento SEO dependen del algoritmo de Google, que fundamentalmente apremia el buen contenido de nuestra página, del grado de optimización de nuestra web y la calidad de los enlaces entrantes que recibamos.

 

9. Grado de dificultad

Son muchas las webs que compiten por aparecer en los primeros puestos de los buscadores de forma orgánica, por lo que no es una tarea fácil. Además, debemos estar atentos a los cambios del algoritmo de Google y adaptar nuestra web se mantenga siempre en buenas posiciones. Para posicionar adecuadamente una web, necesitamos contar con conocimientos de nivel de SEO, programación, análisis de datos y elaboración de contenidos, mientras que para elaborar una campaña de SEM requiere de mucho menos tiempo y conocimientos técnicos.

 

10. Medición de resultados

Aunque por medio de Google Analytics podemos medir las visitas que llegan a nuestra web tanto por el canal orgánico (SEO) como por el de pago (SEM), al tratarse de dos formas de posicionamiento diferentes, los datos que nos interesan considerar para cada caso varían.

Aquí es donde la medición de los resultados SEO se vuelve más compleja. Esto se debe a que debemos monitorizar los cambios de posición de las principales palabras claves y analizar a la competencia. Para conseguir estos resultados debemos recurrir a herramientas de medición externas y muchas veces de pago, como: Sistrix, SemRush, MOZ…

Cuando realizamos una campaña SEM,  la propia interfaz de Google Ads nos muestra muchísima información sobre el rendimiento de la campaña (número de clics, impresiones, coste, nivel de calidad de los anuncios…) hasta información sobre nuestro público objetivo (ubicaciones, dispositivos  con los que acceden los usuarios, edad, sexo… ). Esto hace que sea más rápido el análisis de datos y la comparativa de resultados.

Diferencias entre SEO y SEM resultados

Una de las muchas diferencias entre el SEO y SEM, es la medición de los resultados. Foto de Rawpixel.

 

¿SEO o SEM? ¿Cuál es mejor para mi negocio?

Teniendo en cuenta las diferencias entre SEO y SEM, seguro que te estarás preguntado cuál debes implementar en tu estrategia digital.

Te recomendamos diseñar una estrategia en la que se combinen acciones SEO apoyadas en campañas SEM en momentos concretos.

El tráfico procedente del posicionamiento SEO siempre es necesario al ser mejor calidad, pero como sus resultados son a largo plazo, podemos crear campañas SEM hasta empezar a ganar visibilidad con el SEO.  Además, si en un periodo concreto, vemos que necesitamos incrementar las ventas o promocionarnos de forma más intensiva, siempre podemos recurrir a campañas SEM para aumentar el número de usuarios hacia nuestra web.

 

Esperamos que te haya sido de utilidad conocer las diferencias entre SEO y SEM y las combines adecuadamente para que se potencien entre sí y saques el máximo rendimiento para tu negocio.

Si necesitas ayuda con la creación o gestión de tus campañas en Google AdWords o con el posicionar SEO de tu web, no dudes en contactar con nosotros. Estaremos encantados de atenderte.

 

Klawter Agencia de SEO y SEM

 

Diferencias entre SEO y SEM
5 (100%) 36 votes

Comentarios: 0